«Capítulo 1»

«Ser mantenido como un Sugar Baby no está nada mal, eh».

La primera cosa que hizo Xu Nian después de ser aceptado en la universidad fue vender su casa familiar para juntar suficiente dinero y llevar a su madre, Li Fang, a la ciudad B con él. En los últimos dos años, la salud de Li Fang se había deteriorado y continuamente estaba bastante grave. Su enfermedad, la uremia, había básicamente destruido su espíritu, por lo que la persona entera parecía enfermiza y solo podía descansar en el asiento del tren.

—Mamá. —Xu Nian le ofreció tímidamente y con cuidado un termo de agua—. Bebe un poco de agua.

Li Fang apartó su cabeza. Antes de que ella fuera engañada por su hijo para subir al tren, ya había planeado huir de casa y suicidarse saltando al río. Pero al final, Xu Nian tenía más claro lo que ella pensaba, por lo que, aunque había estado luchando por medio año aún no había ido con éxito a ver al «rey Yama»[1].

Menos mal que su hijo era bueno y mostraba piedad filial, pero Li Fang no quería ser tan molesta. Durante dos años ella ya había estado enferma, y el dinero obtenido del seguro después de que su esposo muriera en un accidente ya se había gastado casi todo. A través de mucho esfuerzo su hijo había conseguido ser aceptado en una universidad, y también necesitaría dinero. Ella pensó que si llegara a morir, entonces su hijo vendería la casa y tendría suficiente dinero para ir a la gran ciudad y estudiar en la universidad, luego encontraría un trabajo llegando a tener una vida exitosa. De este modo, aunque ella estuviera en la tierra sombría dónde el sol nunca podría tocar, ella seguiría siendo tan feliz como para reír a carcajadas. De esa forma, no sería como es ahora, alguien con medio pie en la tumba, un quemador de medicinas que necesitaba que le lanzarán dinero, pero aún así ese dinero no consiguió resultados, como un pozo sin fondo[2].

Si estás leyendo esto en otro lugar que no sea ryokanrisa(.)wordpress(.)com/ es porque la traducción ha sido robada, por favor lee en el sitio del traductor. 

Xu Nian aguardó con el termo por un rato, pero después de ver qué su madre no hacía ningún movimiento para beber, sonrió y sostuvo su mano. 

—No lo pienses demasiado. El nivel de atención médica en la gran ciudad es tan alto, por qué podrías curarte rápidamente una vez que lleguemos allí.

Li Fang hizo una mueca, cuando era joven ella había sido una gran belleza, así que incluso en su estado actual todavía había destellos de su pasado. 

—Simplemente estás complaciendo a esta anciana, ¿no es verdad?

Xu Nian respondió—: ¿Cómo te estoy complaciendo? Solo confía en mí en esto.

Ella dejó de hablar. Su sonrisa era un poco amarga, y se inclinó sobre el hombro de su hijo como si hubiera agotado toda su energía. 

—Como si fuera a creerte, mocoso. Realmente debería haber saltado a las vías del tren antes de subirme en él. Si muriera aplastada entonces no habría más problemas.

Xu Nian no dijo nada a eso. Alisó el cabello de su madre, el cuál había sido abundante y saludable, pero ahora era fino y quebradizo.

Al final, Li Fang se quedó dormida apoyada en el hombro de su hijo. Las lágrimas tiñeron su rostro, humedeciendo una mancha en la camisa de éste.

La universidad en la que Xu Nian fue aceptado era una de las mejores en la ciudad B, y sumando al hecho de que estaba en la capital[3]. Entrar ya era un logro tremendamente honorable y sobresaliente para los estándares de la ciudad dónde creció. Solo que era lamentable que allí detrás de la gloria yaciera la oscuridad y la desesperación que todos comprendían[4].

Si estás leyendo esto en otro lugar que no sea ryokanrisa(.)wordpress(.)com/ es porque la traducción ha sido robada, por favor lee en el sitio del traductor. 

A pesar de que no importa cuán difícil fuera, nunca había pensado en no ir a la universidad.

En primer lugar, llevó a Li Fang al hospital, después contactó al doctor que el médico en casa le había recomendado. Ella pasó por un chequeo y fue registrada en el hospital. Durante toda la mañana Xu Nian corrió, luego por la tarde se había apresurado de vuelta al campus de la escuela para inscribirse y apuntarse para la beca. Estaba preocupado de que los problemas pudieran surgir por parte de su madre, así que volvió de prisa al hospital sin siquiera ir a ver su dormitorio. Afortunadamente, Li Fang se durmió inmediatamente después de tomar su medicamento. Se sentó junto a la cama de enfermo, cubierto de sudor, y miró fijamente el rostro dormido de su madre por un rato, y luego sonrió aliviado.

El médico que lo atendía se apellidaba Yan. Aunque desde hace tiempo se había acostumbrado a la vida y la muerte, cuando veía a Xu Nian  seguía sintiendo una tristeza y compasión insoportable, y cuando le hablaba incluso su voz era mucho más suave que de costumbre.

—El estado de tu madre aún es estable, no seas pesimista. —El doctor Yan palmeó los hombros del joven —que no podían ser considerados anchos o fuertes— en un intento de darle ánimos.

Xu Nian sonrió cordial pero débilmente y dijo:

—Lo sé. Gracias doctor.

La habitación del hospital en la que se encontraba Li Fang era una normal para tres personas, por lo que Xu Nian había colocado una pequeña cama en un rincón; planeaba arreglárselas para pasar una noche allí. Fue a la cafetería del hospital para pedir prestada una hornilla para cocinarle a su madre algo de gachas, en cuanto a su propia cena, fue a un lugar al azar al otro lado de la carretera del hospital y compró dos mantou de harina blanca[5] para resolver el asunto de la comida del día.

Li Fang no tenía mucho apetito, así que Xu Nian la engañó y engatusó cucharada a cucharada. Cuando había terminado aproximadamente la mitad de sus gachas, de repente ruidos de algo cayendo sonaron por el pasillo, mezclados con el sonido de una mujer que lloraba asustada.

Si estás leyendo esto en otro lugar que no sea ryokanrisa(.)wordpress(.)com/ es porque la traducción ha sido robada, por favor lee en el sitio del traductor. 

—Los vecinos están molestando otra vez, ya no sé cuántas veces ha sucedido esto… —explicó la anciana en la cama vecina. Había estado en el hospital aproximadamente ya medio año, y era notable que ya estaba acostumbrada a esto—. Las habitaciones VIP del hospital están muy lejos de nosotros, después todo hay un «puente del cielo» separándonos. Sin embargo, hay mucha gente allí, así que es difícil causar un alboroto. En realidad, esa mujer es demasiado increíble, se las arregla para llegar siempre hasta aquí antes de terminar. Debería echar un buen vistazo a lo que es.

Xu Nia parpadeó. Li Fang frunció sus cejas, ella nunca había tenido mucho interés por los chismes, y después de enfermarse incluso menos le importaron esas cosas, pero ya que la otra parte vio que era nueva era obvio que quería ponerla al corriente sobre todo el té. 

Aparte de la anciana, también había una ama de casa de mediana edad que acababa de someterse a una operación de extirpación de un tumor genital en esta habitación del hospital. Parecía saber aún más sobre la situación que la anciana. Dijo, con el rostro lleno de petulancia y disgusto:

—¿De qué sirve conseguirse a alguien rico? Cuando no te quieran se desharan de ti, ¿de qué sirve? —Después de que terminó de hablar, barrio con su mirada a Li Fang,  luego cubrió su boca y sonrió—. Al final, un hijo es más fiable, ¿no es así? Trabajan duro y son muy dulces y considerados. 

Li Fang sonrió sin decir nada. Le dio una palmadita a su hijo en la mano, el cual aun estaba sosteniendo la cuchara,  para indicarle que ya no comería y ligeramente dijo: 

—Ahora come por tu cuenta, mamá está cansada, así que me voy a dormir un poco. 

Xu Nian musitó en señal de afirmación con la cuchara sobre su boca. Arropó a su madre, y luego terminó el resto de las gachas. 

Si estás leyendo esto en otro lugar que no sea ryokanrisa(.)wordpress(.)com/ es porque la traducción ha sido robada, por favor lee en el sitio del traductor. 

Cuando se despertó a mitad de la noche, él estaba un poco mareado. Sacudió su cabeza para despejarse, buscó a tientas la botella de agua caliente y se la llevó para llenarla. El pasillo estaba vacío, y había solo una hilera de luces. Solo después de caminar por un rato se dio cuenta que se había equivocado de dirección y cuando quiso dar la vuelta y regresar,  vio de repente el puente de cristal que conectaba a la vez los dos edificios. 

La mujer que llevaba puesta la bata de hospital tenía medio cuerpo fuera de la ventana en la que estaba sentada. Un hombre parado estaba delante de ella,  y que no parecía tener el deseo y la intención de hacerla retroceder. 

Xu Nian estaba bastante cerca de ellos, así que podía oír su conversación con bastante claridad. 

El hombre habló primero. Su voz era tranquila y cortés, y se podía oír un poco, que éste, la quería persuadir sinceramente.  

—No lo pienses demasiado y quedes atrapada en esto. La situación ya es así, incluso si saltas desde aquí, aún así él no vendrá a verte. ¿De qué te sirve esto? 

La voz de la mujer estaba cargada de emoción, y parecía estar al borde de las lágrimas. Sus palabras pronunciadas eran casi incoherentes. 

—¿No fui buena de alguna manera? ¡Lo amo tanto! ¡Cambiaré! ¡Voy a cambiar! Ayúdame a suplicarle, por favor… ¡Te lo ruego!

El hombre se sintió un poco incómodo e indefenso. Se subió las gafas y finalmente suspiró. 

—Digalo, ¿exactamente, cuánto dinero quiere? 

La mujer se atragantó,  y luego cubrió bruscamente su rostro con sus manos y comenzó a llorar. 

Por un rato, el hombre la observó llorar,  y entonces finalmente llegó a impacientarse un poco. 

—Si no va a decirlo, entonces me iré. Ya le he dado el cheque con anterioridad. Esa es la cantidad final. La decisión es suya. —Cuando terminó se dio la vuelta y comenzó a irse. La mujer que solo había estado llorando, se detuvo segundos después, bajó de un salto de la ventana, y luego se fue y sostuvo la pernera del hombre. 

—¡No! ¡No te vayas! —La mujer estaba llorando tan fuerte que estaba teniendo dificultades para respirar. El tranquilamente bajó la vista hacia la mujer, y después de un rato, dijo sin prisa—: ¿Te has decidido? 

—Déjame re-reunirme con él… —Las lágrimas bajaban y fluían sobre su rostro, llenándolo con una expresión de desesperación y dolor real—. Solo una vez… 

El hombre reflexionó por un rato sobre el asunto, y después dijo seriamente: 

—Entonces, sería mejor si simplemente saltaras. 

Xu Nian no pudo evitarlo.

—¡Pfft! 

La mujer—: …

Él hizo gestos con sus manos para calmarse, sus hombros temblaban.

—Lo siento, lo siento… ustedes pueden continuar, continúen. 

Al mediodía del día siguiente, Xu Nian como una broma le volvió a contar lo que había sucedido a su madre. En ese momento Li Fang estaba tomando agua, y casi se ahoga. Las dos señoras vecinas también habían estado parando la oreja, y después de escuchar comenzaron a parlotear. 

—Esa mujer solo quería conseguir más dinero —La mujer de mediana edad tenía una expresión que decía, «lo sé todo»—, Oí que cada mes ella recibía este tanto. —Ella hizo misteriosamente un diez[6] con sus manos. 

Li Fang frunció sus cejas.

—¿Tanto?

La otra contestó, con la voz agria de envidia:

—¿Verdad…? Aunque no estoy segura exactamente a lo que se dedica esa mujer, ese Sugar Daddy tiene mucho dinero y poder. 

Xu Nian guardó silencio por un momento, y luego de repente sonrió y dijo suavemente:

—Ser mantenido como un Sugar Baby no está nada mal, eh. 

Si estás leyendo esto en otro lugar que no sea ryokanrisa(.)wordpress(.)com/ es porque la traducción ha sido robada, por favor lee en el sitio del traductor. 

Durante los siguientes días Xu Nian no vio a esa mujer que había estado haciendo una escena. Todos los días después de clases se apresuraba al hospital y se quedaba al lado de su madre mientras ella se sometía a la diálisis, conseguía sus medicinas, llevaba y preparaba comida, la ayudaba a limpiarse porque no podía tomar un baño adecuado. En los pasillos del hospital, su figura entrando y saliendo era lo que se veía con frecuencia. El dinero se usaba como si fluyera el agua, pero ni siquiera tenía el tiempo para sentirse mal o arrepentido por ello. 

Aun así, la salud de Li Fang seguía estando en el mismo estado. Incluso el doctor Yan no sabía cómo consolar a Xu Nian. 

—Aunque esta medicina es un poco más cara, sus resultados son mucho mejores que los del anterior… —El doctor Yan se detuvo de repente. Miró con un poco de desaprobación cuando Xu Nian sacó dos mantou—. ¿Solo eso comes durante todo el día? 

Tomando un bocado y con una expresión inocente, Xu Nian dijo: 

—Bueno, me llena el estómago… no, espere, ¿qué medicina acaba de decir que hay que cambiar? 

—… —El doctor Yan respiró profundamente, después sacó algo de dinero de su bolsillo—. Ve al otro lado y consigue un plato de carne, cuando regreses te contaré los detalles. 

Xu Nian titubeó por un segundo, y luego sonrió en señal de agradecimiento. Al final, aceptó y tomó el dinero que el doctor le ofrecía. 


◈Notas de traducción: 
[1]Rey Yama: Yan Wangye (阎王爷/Yán wáng yé); el gobernante del inframundo, el infierno en los mitos, una forma común de decir que una persona ha muerto o que va a morir, ya que se encontró con el gobernante del infierno, «no significa que sea un pecador, no hay “cielo” solo la tierra de los muertos y el camino de la reencarnación».
[2]Pero aún así ese dinero no consiguió resultados, como un pozo sin fondo: esto se refiere a que el dinero no hace ninguna diferencia en su mejora, sin embargo, todavía tienen que utilizar mucho dinero en ella para sus medicinas cuidados, etc. 
[3]Capital: Ciudad B y capital de China= Beijing.
[4]Yaciera la oscuridad y la desesperación que todos comprendían: esto fue un poco modificado del raw original, en el cual dice «愁云惨淡» y cuyo significado vendría siendo «pasaje sombrío»  de forma literal; también va con «风光无限» que se tradujo como «logro tremendamente honorable y sobresaliente» pero que originalmente significa de forma literal «paisaje hermoso y brillante».
[5]Mantou: panecillos/bollos sin relleno(imagen abajo)
[6]Haciendo un diez con las manos: en China hay signos para los números, por lo que la mujer no solo levantó los dedos, si no en cambio hizo esto:

Índice | Siguiente

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s